El Veredicto…’Infierno En La Tormenta’ (Crawl)

Por: Sergio Radicy

Sinceramente, cada vez los cines se invaden más y más de películas de terror genéricas, hasta las grandes productoras cada cuanto sacan una película mediocre que nos cuenta más de lo mismo y sinceramente cuando entré a las sala no estaba muy seguro de que esperar e inesperadamente me encontré con una película que me sorprendió, de una buena forma.

Además, que ponen en pantalla un villano no tan esperado en cintas como los cocodrilos, más relegados a cintas de serie B, pero esta vez ha sido tomado de una manera más seria. La verdad que me sorprendieron de una manera muy gratificante, nunca me hubiera esperado que sea un enemigo tan escalofriante.

La historia empieza un poco lenta, que podría ser la única parte floja de la historia, sin embargo nos plantea rápidamente cuál va a ser el principal conflicto, que es la proximidad de un tornado y nuestra protagonista debe encontrar a su padre, que esta desaparecido, antes que esta arrase con el pueblo donde se encuentran. La premisa es súper sencilla, pero mientras va avanzando la trama, hay un crescendo en la tensión, se siente un peligro latente y es aquí donde la película empieza a brillar y dónde, a mi parecer, comienza la historia. Todo el segundo acto se tratará de cómo la hija y su padre tendrán que escapar de cocodrilos que, los tienen rodeados y sin posibilidad de escapar y para agregar más suspenso, el tornado está cada vez más cerca y este hace que todo se inunde, ellos que están en el sótano, sin opciones de escapar tanto por los depredadores y sin mucho tiempo por la tormenta, se verán obligados a encontrar una forma de huir.

Lo que me gustó de la historia en sí, es que logra esa sensación de desesperanza en cada momento, cada intento de escapar tiene una pequeña estructura, que es casi como una mini historia en sí misma. Se les presenta una oportunidad para escapar, deben llegar hasta cierto punto para lograr escapar de los cocodrilos y de la inundación, pero ocurre algo que destroza completamente sus probabilidades de escape y en el transcurso de la película hay varios de estos momentos con este tipo de estructuras. Al principio lo aceptamos, porque obviamente la película debe durar, sin embargo están son situaciones que se seguirán repitiendo, lo cual podría considerarse como algo malo, y tal vez llegar a aburrir, pero aquí lograron emplearlo tan bien, que no es el caso. Es más, enriquece la cinta, puesto que ese sentimiento de desesperanza que mencioné anteriormente, te mantiene al borde del asiento con cada intento de escape, que piensas, “¿Y ahora qué harán? ¿Lograrán escapar? ¿Esta historia tendrá un buen final?”

Sobre la actuación de los protagonistas, Kaya Scodelario y Barry Pepper., son muy buenas, especialmente el trabajo de Scodelario, que te ayuda a meterte en la piel de la protagonista y estar en una constante tensión, logrando que simpatices muy bien con todo lo que ella está pasando.

Tengo que decirlo: lo que más disfruté de la película, es el gore que se emplea. El director no se retrae a mostrar escenas con mucha sangre, desmembramientos y muertes terriblemente sobrecogedoras y es que al estar producida por alguien cómo Sam Raimi, que es reconocido por películas cómo Evil Dead, puedes darte esas libertades y tener esa ayuda o guía de un director que es un experto en el área. Sin duda uno de los aspectos que le agregan un plus tremendo al filme.

Finalmente, la película es muy entretenida y con muchos momentos que te pondrán expectante de que es lo que va a pasar luego. Este es su fuerte y es lo que la hace muy recomendable si es que quieres pasar un buen momento de tensión.

Calificación: 3.7 de 5

Advertisements

El Veredicto…’El Convento’ (St. Agatha)

Por: Karen Pérez León

¡Por fin una película de terror sobre monjas que no toca temas sobrenaturales!

Cuando la fui a ver pensé que me toparía con la típica cinta sobre novicias y madres superioras que rezan intensamente porque están siendo atacadas por un ser oscuro. Pero, aquí viene lo interesante de esta historia: No tiene nada que ver con una maldición o un misterio que acaba con la vida de las habitantes del convento una a una.

En esta cinta se muestra la maldad pura del ser humano, que puede ser más aterradora que la presencia de entidades oscuras, como lo dice la conocida frase: “Hay que tener miedo de los vivos, no de los muertos”. Algo que se cumple al ser testigos de la crueldad de la que una persona puede ser capaz con tal de verse beneficiada económicamente.

Si bien no existe un terror real como lo indica el género de esta producción, sí hay horror por las torturas impuestas. Se ve mucha sangre, momentos realmente desagradables que pueden revolverte el estómago y acciones que te obligan a cerrar los ojos por lo impactantes que son. En más de una ocasión, tuve que voltear la mirada o lanzar un grito por el espanto.

El guion es flojo y predecible, aunque al inicio este problema no es tan notorio. Es en la segunda parte en que la narración decae totalmente e incluso aburre por ser repetitiva, aunque, se levanta con fuerza en la tercera parte. No obstante, para mí no fue sorpresa el descubrimiento de Mary. Siendo sincera, yo ya sabía de qué iba la historia y el porqué del comportamiento de las monjas.

La escenografía y el vestuario de los años 50s son bastante adecuados para la época, con tonos oscuros y lúgubres; lugares desgastados y simples. Ingredientes perfectos que son acompañados magistralmente por el trabajo fotográfico de Joseph White, quien propone tonalidades entre azules y grises para generar la sensación de desesperanza y encierro inevitable a la audiencia.

En cuanto a la actuación de Sabrina Kern como “Mary”, se puede decir que es penetrante por tener gestos que transmiten el horror y la angustia que está viviendo el personaje. Además, en los momentos de alta tensión, su actuación luce impecable al punto de creer realmente que no hay escapatoria del terrible convento. Todo gracias a la maravillosa guía de Darren Lynn Bousman, director de la segunda, tercera y cuarta parte de ‘El Juego de la Muerte’ (Saw) y ‘Repo’ (2008)

Pero es Carolyn Henesse, quien interpreta a la Madre Superiora, la que se roba el protagonismo, de tal manera que llegas a odiarla y a desear que pague por todos sus “pecados”. Lamentablemente, para el esperado enfrentamiento entre Sabrina y Carolyn, no sucede interacción alguna entre ellas, lo que deja al público insatisfecho y decepcionado.

¡SPOILER! El final es para nada atractivo, ya que no se explica qué sucede después de que Mary logra escapar del convento, ni qué sucede con la Madre Superiora. Por ello, mi consejo es que si buscas una cinta que te haga perder el sueño, esta no es para nada tu película. Pero, si eres de los que aman la sangre y las escenas de tortura, entonces debes verla. No te la puedes perder.

Calificación: 2.7 de 5

El Veredicto…’Cementerio Maldito’ (2019)

Por: Cesar Cortez

El género de terror sigue siendo la “victima” fácil de los remakes porque ahora le tocó el turno a Cementerio Maldito, o ‘Cementerio de Mascotas’ para algunos, un título que no esperaba que llegara a los cines en este momento, pero que sabía en el fondo que esto se iba a dar. La cuestión es que no se ha descubierto aun la fórmula para hacer de estos productos algo bueno y que no se recuerde o compare con la versión original, algo que este filme no ha podido lograr.

Muchos (tal vez) se preguntan, ¿Era necesario hacer una nueva película?. Su llegada a los cines era inminente. No sé si hoy o dentro de cinco años, pero la primera razón es el “efecto It”. La cinta de “Pennywise” comprobó con sus más de trescientos millones de dólares, que alguien como Stephen King sigue siendo rentable en el cine, o tal vez, es ese efecto de nostalgia el que ayudo a lograrlo. Cementerio Maldito va por ese camino aunque en una menor medida por su historia. En cambio ‘It’ con Pennywise, permanece aún en la memoria de muchos que vimos la versión de 1990 cuya presencia se nos quedó grabada en la mente porque, realmente, fue escalofriante. Este el clásico efecto del “me too”, y Paramount no lo pensó dos veces. Tenía que hacerse.

En lo personal, la versión original de Cementerio Maldito la habré visto tantas veces que ya perdí la cuenta, y confieso que es mi segunda cinta favorita del ranking “de terror” de las historias de Stephen King. Por tal miraba esta versión con mucho interés pero creo que queda debiendo en su narración. Como se sabe, la familia Creed llega a su nuevo hogar en el pueblo de Maine para alejarse del bullicio de la ciudad. Con lo que no cuenta, es que dentro de su propiedad, se encuentra con un misterioso y peculiar cementerio de animales donde las personas van y entierran a sus queridas mascotas. Lo malo de esto, es que este es solo el principio del camino hacia un lugar maldito donde la muerte y la vida convergen, pero no como uno se lo imagina.

Debo confesar que cuando llegó el segundo tráiler de la cinta, me dije “¿Es en serio?” “¿Spoilearon la trama?” Por supuesto, estoy hablando de la parte donde se ve que “Ellie Creed” es la que muere y regresa luego solo para traer más muerte y dolor. Paramount parece que le aterra tanto el que sus películas no generen dinero que no le importa lanzar el tremendo giro de la cinta. Lo mismo pasó con ‘Terminator Génesis’ en su momento. Un súper error. Es como si un cómico te dijera el final de un chiste porque teme que nadie se ría. Es el mismo efecto. Por otro lado, también me dije “Esta bien, lo hicieron, pero tal vez hay una subtrama que lo compense”. Si bien hay una, es muy pequeña o para nada importante como para que se nos quede grabada en la mente. Gracias Paramount.

Además de mostrar a  “Ellie Creed” (buena actuación de Jete Laurence) como la enemiga en esta película, se le ha dado mucho énfasis a la presencia de “Church”, el gato de la familia. Si bien es importante dentro de la trama, aquí prácticamente pasa a ser un estelar, lo cual desde cierto punto de vista es correcto. Tiene escenas atemorizantes y ese es un plus. Por otro lado, sobre todo “Louis Creed” (un inexpresivo Jason Clarke) y “Rachel” (Amy Seimetz) no tienen una gran conexión como si la tuvieron en su momento Dale Midkiff y Denise Crosby.

Muchos consideran que hacer una nueva versión es, a veces, quitar ciertas cosas de la película original. Lo malo, o al menos en este caso, son algunos detalles que han obviado o se ven en menor medida. El caso más llamativo podría ser el de “Jud”, quien en la cinta original tuvo una presencia fundamental, ya que logró forjar una gran amistad con “Louis Creed”, pero aquí solo parece que lo lograra en un 50%. Otro caso llamativo, es el personaje de “Pascow”, quien resultaba ser como un “guía” o “ángel de la guarda” para la familia Creed, pero aquí si aparece un par de veces es todo.

La finalidad de Cementerio Maldito, o de los remakes, es que las audiencias de ahora descubran los títulos de antaño, pero en realidad no creo que esta asuste o cause un gran impacto porque no hay un elemento original o nuevo que la respalde. Si la quieres pasar bien, eso sí, sin esperar nada más de lo normal, podrías verla sin duda. Por lo menos me voy satisfecho con que hayan mantenido la referencia a The Ramones, sobre todo en los créditos finales como en la cinta original.

Calificación: 3 de 5

El Veredicto…’Feliz Dia De Tu Muerte 2′

Por: Cesar Cortez

En el 2017 se nos presentó una película llamada Feliz Día De Tu Muerte, cuya premisa mostraba a una chica que repetía el día que moría una y otra hasta descubrir el porqué se deba esta situación. En resumen, estábamos ante un ‘Hechizo Del Tiempo’ versión terror. El resultado, una original propuesta dentro del campo del horror con toques cómicos que hicieron de esta una muy buena opción.

Dos años después tenemos entre nosotros su segunda parte producto de las buenas críticas, y especialmente la taquilla, porque en realidad fue un gran triunfo de Blumhouse al haber recaudado quince veces su presupuesto, y eso en palabras de Hollywood, te asegura por todo lo alto realizar una secuela. La pregunta ahora seria, ¿Cómo hacer esta película? ¿Se iba a repetir la misma fórmula o se iba a añadir otros elementos? Pues en realidad, hay un poco de todo.

La historia, en un principio, daba la impresión que iba a centrarse en “Ryan”, el compañero de cuarto de “Carter”, porque vemos como repite el día de su muerte un par de veces. Sin embargo, cuando relata lo que le sucede, “Tree” piensa que le va a ocurrir lo mismo que a ella. Sin embargo hay un elemento agregado a la historia: “Ryan” es el causante de lo sucedido con “Tree” porque el, junto con unos compañeros, han creado una máquina que distorsiona el tiempo, y la única solución es terminando con ella. Lamentablemente, ocurre un problema y el universo se ve alterado pero con un nuevo incidente: “Tree” nuevamente se ve atrapada en el día de su “muerte” y deberá morir una y otra vez hasta que la maquina vuelva a funcionar y todo pueda regresar a la normalidad.

En la mayoría de casos, cuando sale una secuela que trata de hacer comprender porque se dieron las acciones del filme anterior, resulta ser que la idea que tienen entre manos suele irse por “entre las ramas” y el interés generado no logra captar al espectador. Sin embargo, el tema que se presenta aquí pueda ser la excepción aunque también puede darse en el caso de hacerse la pregunta ¿Por qué hicieron esto?

Sin duda que la trama tenía que cambiar, porque solo el hecho de repetir lo mismo iba a ser un fracaso, algo que parecía que iba a suceder con el personaje de “Ryan” como bien se mencionó antes, así que se tenía que hacer un giro necesario. Así lo entendió el director, y también guionista en esta ocasión, Christopher Landon, en darle una identidad a esta segunda parte, porque no solo el elemento de ‘Hechizo en el Tiempo’ iba a servir, sino que ahora debía emplearse otros concepto, y el que salta a la vista es el de ‘Volver Al Futuro 2’, en lo que es la cuestión de alterar el tiempo y las realidades. Si ya se tomó una referencia cinematográfica para la primera, ¿Por qué no hacerlo para la segunda también no? El concepto empleado puede parecer interesante pero por otro lado, puede ser algo ridículo, aunque eso es lo que trata de vender la cinta al no tomarse por ratos, muy en serio.

Si hablamos del gran error que tiene la cinta es que al tratar de centrarse en la reparación de la “máquina del tiempo”, se deja de lado el elemento de horror, que era lo interesante, y primordial del primer filme, y sea aquí el gran “talón de Aquiles”, porque no se emplea de la misma manera, lo que la convierte, tal vez, en solo una comedia de humor negro. Trata de recuperarlo un poco en el último cuarto del metraje pero es solo eso, un poco.

Por otro lado, si hay alguien por mencionar que es el motor de la película es claramente Jessica Rothe como “Tree”, quien al no estar centrada solo en ser la victima que muere una y otra vez a manos de su asesino, la vemos realizando otras situaciones donde se le ve más desenvuelta, y con más experiencia. Realmente, en esta oportunidad, vale pagar el precio de la entrada para verla. Las escenas en que muere una y otra vez, son de lo más divertidas.

A pesar de su cambio de ritmo y de su nueva premisa, esta cinta no es superior a su antecesora, que mostro un concepto distinto y original dentro del campo del terror. Más bien, ahora que se sabe la verdadera causa del porque sucedió lo que sucedió con “Tree”, podría hasta desmerecerse un poco la primera pelicula. No obstante, si solo pides pasar un momento agradable y no darte muchas vueltas en la cabeza, entonces es una muy buena opción para no descartarla.

Ah se me olvidaba, hay escena post-crédito, así que estén en su asiento porque esta nos dice que no hemos visto lo último de ‘Feliz Día De Tu Muerte’.

Calificación: 3.1 de 5

El Veredicto…’Escape Room: Sin Salida’

Por: Jesús Angulo

Escape Room: Sin Salida es la nueva película producida por Sony, presentando a un grupo de jóvenes quienes son invitados para participar en una especie de juego de estos famosos “cuarto de escape”. Se dan entonces una serie de conocidas simulaciones, donde se debe descifrar como escapar de una serie de cuartos, solo que esta vez, si no logran descifrarlo, morirán, así que todos ellos tendrán que poner a prueba todas sus habilidades para poder sobrevivir.

Una vez más, Sony proponiendo una película de terror, donde no se le ve la originalidad en ningún aspecto, pues básicamente podría ser una especie de plagio de la saga del “Juego del Miedo” combinado con “Destino Final”, y es evidente que quieren realiza runa franquicia de terror exitosa como las ya mencionadas. Sin embargo, para que una saga empiece, la primera película debe ser apreciada por la audiencia en general, y juzgando por la publicidad que tiene la cinta, estoy seguro de que ese será el caso.

Bajo mi punto de vista, ya no es novedad que el público vaya al cine a ver estas películas para satisfacer su morbo, ignorando la existencia de una buena historia, buenos personajes, buena realización, etc., y mientras más violenta se vuelva en el trascurso de la cinta, mejor será la experiencia. ¿No lo creen? Pues déjenme decirles que esta película tiene la calificación de PG-13, es decir que también está dirigido a niños y adolescentes, lo cual el aspecto de horror y violencia es más ligero y calmado, lo cual podría satisfacer, tal vez, a un público familiar que viene a disfrutar una película y busca “perjudicar” al otro sector que disfruta ver gente morir salvajemente.

Habiendo dicho esto. ¿Esta película logrará cautivar a su audiencia pese a lo leve que es en cuanto a violencia y lo escaso que es en cuanto a historia? Pues Sony lo hizo otra vez, esta película trata muchísimo en ser una cinta de terror, pero cae muy bajo convirtiéndose en una especie de comedia. Y para todos los que desean ver escenas violentas y salvajes, se sentirán muy decepcionados, ya que estas están realizadas tan levemente que incluso los niños podrían verlas.

Vamos primero por partes. La película se esfuerza demasiado en ser profunda y bien construida, dándonos personajes excéntricos con historias como para relacionarnos, y un punto de misterio sobre quienes manejan esta mecánica de los cuartos de escape; cuando en realidad, todo el enfoque de la historia se basa únicamente en cómo este grupo tratará de escapar de los cuartos mortales, haciendo que todo lo demás ya no sea interesante en la trama.

Supongo que la intención de la cinta fue crear una especie de historia de fondo para todos los personajes, como para no sentir pena o angustia si es que uno de ellos muere en uno de los cuartos, pero todo eso se desmorona ya que, sin ninguna excepción, cada personaje se vuelve más insoportable que el anterior. Sus perfiles son los clásicos clichés de estas situaciones, como lo fueron los de las diferentes secuelas de ‘El Juego del Miedo’ que durante la película paran insultándose mutuamente, y si eso no fuera suficiente, no se dan cuenta de las obvias soluciones que tiene los cuartos, y toman los clásicos riesgos que resultan completamente innecesarios. Por último, la forma en que la mayoría muerde el cae en las trampas, es completamente hilarante.

En el ámbito técnico, no hay casi nada que destacar. El trabajo de cámara es básico, la edición está muy sobre saturada, al punto de que casi ningún un plano puede durar menos de 10 segundos. Sin embargo, hay algo que si me llamó mucho la atención y fue el constante uso de diálogos de exposición de los personajes mientras están resolviendo los puzzles, y lo más deslumbrante es que se escuchan como si fueran grabados en post-producción. Tengo el presentimiento que los realizadores vieron la primera versión de la cinta, y tuvieron la necesidad de añadir algunas líneas para explicar aún más de lo que los personajes estaban hablando.

Hay otros aspectos que quisiera hablar sobre esta película, como por ejemplo que el final es un pobre intento de preparar una secuela, pero creo que yo aclare mi opinión sobre esta película. Básicamente no lo encuentro ningún entretenimiento a excepción de ver como la mayoría del personaje muerde el polvo, pero ocurre de la manera más dócil posible. Es realmente triste que Sony se enfoque en hacer productos pusilánimes solo para atraer a la audiencia. Y hay veces en que esta compañía me sorprende y logra realizar películas de buen calibre. Lamentablemente, esta no es una de ellas.

Calificación: 2 de 5

El Veredicto…’Halloween’ (2018)

Por: Cesar Cortez

En 1978, un joven director llamado John Carpenter, simplemente, quería abrirse paso en el mundo del cine, pero lo que no sabía es que su nueva película, de solo 300,000 dólares, se convertiría en todo un suceso y traería consigo un nuevo significado en el cine de terror. Su nombre: Halloween. Hoy, cuarenta años después, el legado que ha dejado la cinta es innegable para muchos, y es por tal que regresa con una nueva y diferente historia, donde el mal, vivo dentro del cuerpo de “Michael Myers”, se enfrentara en una nueva batalla contra la figura del bien, encarnada dentro de la sacrificada y marcada vida de su víctima de aquella fatídica noche de Halloween, “Laurie Strode”.

La idea de traer de vuelta la saga, llevaba años gestándose, más aun luego de las versiones que hizo Rob Zombie en el 2007, especialmente de su secuela en el 2009, que no gusto a casi nadie volviéndose una de las más incomprendidas de la franquicia. Hubo muchos problemas con el pasar de los años: guiones que no convencían, cambios de director, y hasta el cierre de la empresa que tenía los derechos como fue Miramax. Esto último fue la estocada final porque parecía que la franquicia estaba condenada y que no la tendríamos de vuelta en mucho tiempo. Sin embargo, un par de fans tuvieron el riesgo de hacer todo lo posible por traerla de vuelta como fue el caso de los comediantes (si, comediantes) David Gordon Green (director y guionista) y el actor Danny McBride (guionista), quienes querían ver de vuelta una de sus películas icónicas y que marcaron su vida. Pero, ¿Cuál es la idea que tienen en mente? ¿Cómo hacer que esta no sea una más del montón?

Antes que nada, debían asociarse primero con una productora de prestigio, y en la actualidad no hay una mejor casa que la de “Blumhouse”, que tiene en su haber títulos como ‘Actividad Paranormal’ o ‘Huye’, así que el prestigio lo tienen bien ganado. Lo siguiente fue presentar su visión de esta nueva película, y un detalle resalto entre todos: esta iba a ser una secuela directa del filme original, obviando todas las demás. Una apuesta arriesgada desde cierto punto de vista, ya que durante todo este tiempo, muchos hemos vistos las demás cintas y, si bien, se alejaron de la visión que tuvo la primera, sirvió para sementar a “Michael Myers” como uno de los asesinos más temibles del cine de terror, algo que tuvo que compartir en los 80s junto con la llegada de “Jason Voorhees” con ‘Viernes 13’ y “Freddy Krueger” con ‘Pesadilla En Elm Street’.

Pero, ¿Cual fue esa idea que gusto tanto para realizar la película? Empecemos: un par de reporteros, o mejor dicho podcasters, desean indagar más de lo que fue esa fatídica noche de Halloween de 1978, donde Michael Myers asesino a cinco personas a sangre fría. Para ello, se acercan al centro psiquiátrico de Smith’s Grove para saber si el desea hablar al respecto, pero fracasan en su intento. Su tema ahora los dirige hacia la única sobreviviente, “Laurie Strode”, quien vive en una casa, que más parece una fortaleza, y es que se ha preparado todo este tiempo con la idea de tener un último enfrentamiento con el “Hombre Espanto” o “Boogieman”. Sin embargo, Michael Myers logra escapar ya que iba a ser transferido a otro lugar y en el trayecto, pero “algo” sucede dejándolo libre. Cuarenta años han pasado de la matanza de Haddonfield, y el regresara a casa para continuar con su sed de sangre y venganza, pero ahora alguien, en verdad, lo está esperando.

Esta secuela, que desde mi punto de vista, resulta ser más un homenaje, como también lo fue ‘Halloween: H20’ en 1998, no se aleja mucho de lo que hemos visto en estos cuarenta años de la franquicia. Si bien, resulta un producto mayor que sus antecesoras, tampoco estamos ante una película que va a revolucionar ese subgénero del terror llamado “slasher”, que tanta falta nos hace en verdad a los amantes del género. Lo que si estoy seguro, es que esta es la puerta para que otros títulos históricos como ‘Viernes 13’ o ‘Pesadilla En Elm Street’ sigan este modelo y vean la manera de resucitar a sus personajes que son considerados “leyendas” por muchas personas y, no es por nada, pero se les extraña demasiado.

Como dije en el párrafo anterior, esta cinta resulta ser más un “homenaje”, pero eso no le quita ningún mérito a lo visto, porque desde que se inicia la película sentimos esa nostalgia que nos transporta al mismo 1978, como si hubiera pasado solo un par de años y no cuarenta, y muestras de ello son los créditos iniciales, donde se conserva el texto original, pero más que nada la calabaza, que estuvo desinflada todo este tiempo, pero que ahora revive para contarnos una nueva historia y, por supuesto, la magistral e inigualable melodía a cargo del maestro John Carpenter quien también “regreso a casa” no solo como compositor sino también como uno de los productores. Por otro lado, si son “refans”, sacaran referencias de otras secuelas vistas en esta, donde notamos que los guionistas las han extraído para mantenerlas vivas y no “matarlas” del todo, como son los casos de ‘Halloween 2’, ‘Halloween 3’ (la que muchos también quieren olvidar) o ‘Halloween 4’, así que no estamos ante un producto 100% original, aunque, como mencione, “la nostalgia está presente”, y en estos tiempos, esa sensación vende y bastante.

Muchos creen que la verdadera estrella es “Michael Myers”, cuyo status como tal, no se lo va a quitar nadie, pero hay que decir que Jamie Lee Curtis, nuevamente como “Laurie Strode” es la que carga el filme en sus hombros, porque ella actúa como una “sobreviviente” quien tiene en su mente esa imagen viva de la matanza de Halloween una y otra vez, lo que le ha costado ser una persona capaz de llevar una vida normal, teniendo en su haber dos relaciones fallidas y el distanciamiento de su hija “Karen”, interpretada por Judy Greer, a la que se suma la presencia ahora de su nieta “Allyson” en la piel de la novel Andi Matichak, pero lo diferente aquí, es que ella quiere recuperar a su abuela y que forme parte de su vida. Este deseo solo puede hacerse realidad de una manera, y “Laurie” esta lista para afrontar su destino sea cual sea la fecha y el lugar.

Estoy muy contento, como fan de terror que soy, que una nueva película de Halloween haya llegado a nuestras vidas, y si bien, no es la quintaesencia del cine de terror, lo mejor de todo es que las nuevas generaciones sepan que existe alguien llamado “Michael Myers”, quien fue el causante de muchas de nuestras pesadillas. ¿Sera este el inicio de una nueva franquicia en la era “Millenial”? Veremos qué pasa con ella de aquí a un futuro, aunque hay que decir que como se mueve Hollywood actualmente, no sería nada raro ver una nueva cinta o secuela en solo un par de años. En esta vida, cuando descubres a la “gallina de los huevos de oro”, hay que sacarle todo lo que se pueda, y Halloween tiene muchas cosas para hacerlo.

Calificación: 3.4 de 5

El Veredicto…’No Dormiras’

Por: Karen Pérez León

De seguro, alguna o varias veces has estado en ese estado entre el sueño y la vigilia y te has encontrado que en el momento en que abres y cierras los ojos, aparece una sombra o ser extraño frente a ti. Particularmente, me ha sucedido muchas veces, pero en un intento por evitar entrar en pánico, lo he minimizado diciéndome a mí misma que es solo mi imaginación.

Del mismo modo ocurre cuando te desvelas por algún motivo. No solo comienzan malestares como dolor de cabeza, sensación de pesadez, rigidez en los músculos y fastidio general, sino que también se suelen percibir sombras o sucesos extraños, que acaban por ser minimizados, atribuyéndolos a la imaginación por el cansancio. Justamente, es de ese estado de insomnio o privación del sueño delo que trata la cinta No Dormirás.

La historia inicia en los años 80s con la presentación de una actriz encerrada en una habitación con lunas transparentes, quien ha permanecido despierta durante 108 horas, como parte de una obra de teatro experimental. Durante ese tiempo y por la falta de sueño, la mujer ha comenzado a tener alucinaciones, aparentemente ingresando a un estado de no presencia en nuestra dimensión. Su cuerpo físico se encuentra presente y en movimiento en esta realidad, pero representando lo que su cuerpo espiritual, que ha traspasado la barrera de la otra dimensión, percibe.

Hasta ese momento, el filme engancha a la perfección, ya que te hace cuestionarte sobre experiencias propias sucedidas durante noches en vela y si realmente es el cansancio el culpable que el cerebro comience a alucinar o si de verdad se puede llegar a percibir otras realidades.

No obstante, y teniendo un gran material que explotar, la trama se traslada a la actualidad y comienza a narrar la historia de Bianca, una joven actriz que debe cuidar de su padre enfermo, mientras intenta prosperar su carrera como actriz. Ella un día recibe una oferta para protagonizar una extraña obra experimental que tiene como requisito principal privarse de dormir durante los días previos al estreno.

A partir de ese momento la cinta decae y toca varios clichés sin innovar en nada, recurre a los típicos sustos, que lejos de espantar a la audiencia, la confunde con situaciones enredadas que no dan una pista clara de lo que se quiere presentar. No asusta para nada, pero sí genera algo de tensión, aunque no el esperado, después de una tan buena introducción.

A mi juicio, lo rescatable de No Dormirás no es su trama principal, sino la desesperación que presenta Bianca (Eva De Dominici) quien nos pone en bandeja hasta qué punto es capaz de llegar un actor para la preparación de un personaje, sobre todo cuando se tiene a un director tan exigente como lo es Alma Böhm (Belén Rueda) Esto sí que es aplaudible en la joven actriz, pues logra transmitir la frustración, desesperación y desaliento que se siente cuándo intentas desarrollar un personaje, pero el director te dice que está plano, vacío, sin vida y que no lo actúes ni lo pienses. En este aspecto, puedo decir que me sentí muy identificada, ya que yo lo he vivido durante mis primeros años como estudiante de Arte Dramático y es realmente frustrante hasta las lágrimas.

Otro punto a favor del filme es su fotografía, oscura y muy apagada, y su montaje, cuyo ambiente transcurre en un hospital psiquiátrico, muy bien ambientado. De hecho, ganó dos premios en el Festival de Málaga por estos aspectos.

Sin duda, es una película floja en cuanto a guión, carece de ritmo, tiene sustos predecibles, pero sus actuaciones son buenas y sí llegan a transmitir diversas emociones. Así que, si eres de los que quieren pasar un buen rato, teniendo la certeza de que luego podrán dormir tranquilos, este filme es para ti.

Calificación: 2.8 de 5