El Veredicto…’Los Extraños: Cacería Nocturna’

Por: César Cortez

En el 2008 se estrenó un interesante filme de terror titulado ‘Los Extraños’, en la que una pareja, mientras se quedaba en una casa de campo, se veía acosada por un trio de enmascarados que volvieron su vida en una completa pesadilla. Ahora, diez años después tenemos su secuela, Los Extraños: Cacería Nocturna, donde la esencia de su antecesora no se ve para nada reflejado en esta cinta, entregándonos un producto muy por debajo de las expectativas.

Esta vez la historia (creo) se ubica exactamente diez años después del filme original presentándonos a una familia quienes salen de viaje para llevar a su hija a una nueva escuela en el interior del país. Como el viaje es largo, llegada la noche se quedan hospedados en un desolado lugar para acampar. No obstante, su estancia no será como lo habían planeado porque, nuevamente, el malvado trío de encapuchados hará de las suyas con ellos. Ahora lo único que cuenta es salir con vida a como dé lugar.

El director Johannes Roberts se está convirtiendo en un nombre frecuente dentro del cine de terror en estos últimos tiempos ya que también a él le debemos cintas como ‘Del Otro Lado De La Puerta’ o ’47 Metros de Profundidad’, pero se nota que aún no sabe explotar su verdadera capacidad como realizador. Sinceramente, pensé que con esta cinta íbamos a ver algo cercano a lo que logró Bryan Bertino (que aquí cumple la función de productor) hace diez años atrás, donde se trabajó una historia  que se tomaba su tiempo y construía una atmósfera de tensión y claustrofobia  donde no sabías en qué momento se iba a dar la acción.

En lo que respecta a esta segunda parte, no se nota ese concepto, ya que la idea de los realizadores es mostrar a una familia acechada y presta a ser las víctimas de este trío de asesinos seriales cuya idea es matarlos con un cuchillo, hacha o con algún objeto que se tenga disponible en el momento. Es decir, todos los ingredientes que construyen un típico slasher. Nada más y nada menos. Lo único que importa ahora en la trama es mostrar la sangre, algo que en la película del 2008 era lo de menos. Como se nota también, que el guión estuvo falto de ideas al colocar referencias de ciertos clásicos de terror para poder completar la historia. Es un método que últimamente se hace notar, y en lo personal, no aporta nada a la realización, sino solo el hecho de “homenajear” de mala manera a películas que uno tiene entre sus favoritas.

Los Extraños: Cacería Nocturna se convierte entonces  en una secuela muy por debajo de lo que pretendía, especialmente si viene de un título que supo plasmar miedo y tensión en la pantalla. Tampoco estoy afirmando con lo dicho que la primera es una joya u obra maestra del cine de terror, pero esperar una década y ver este resultado, sinceramente, es una decepción. Una verdadera lástima, porque esta realización no se merecía esta clase de final.

Calificación: 2.5 de 5

Advertisements

El Veredicto…’Devastación’ (Rampage)

Por: Luis Augusto Venegas Gandolfo

Tal vez haya sido de los pocos que se sorprendieron por la aparición de una película del videojuego de arcade ‘Rampage’, titulado para el cine como Devastación pero, como conocedor del juego y que haya tenido en algún momento una versión casera de éste, podría aún preguntarme si valía la pena una historia como ésta.

Luego de apreciar el tráiler hace un buen tiempo, recordé las grandes y “creativas” adaptaciones de juegos, desde un terrible “Super Mario Bros”, “Double Dragon” o un “Battleship”… esperando con ansias alguna versión de Monopoly…

La película busca darle una razón al videojuego, donde controlas a un monstruo gigante que destruye ciudades y come gente por simple diversión, creando un drama entre la amistad; la crueldad de la humanidad frente a los animales y, sobretodo… caos y destrucción de ciudades.

¿Se podría comparar con alguna película? Si hemos tenido la oportunidad de apreciar ‘Terremoto: La Falla De San Andrés’, veremos demasiada similitud. Ambas películas destruyen la ciudad de una manera apocalíptica por fuerzas impresionantes (un terremoto de 1000 grados en la escala de Richter o monstruos gigantes alterados genéticamente); un valor a la unión de amistades y familia; y la aparición de Dwayne Johnson como el héroe de turno que, tarde o temprano, subirá a un helicóptero. La película es un pretexto para ver cómo estas bestias colosales destruyen todo a su paso (¡claro! Igual al videojuego) y cómo “La Roca” lo resuelve utilizando el poder de la amistad.

A simple vista, se puede comparar con King Kong y eso hace que el público no quiera verla por ser lo mismo, sin embargo la película narra mucho más de lo que se aprecia como el valor a los animales, el no estar solos en el mundo y la amistad.

La musicalización de la película es bastante buena, es un acompañamiento adecuado a toda la acción que contiene. Por otra parte, se aprecia demasiado el esfuerzo en los efectos y animación de los monstruos, sin duda lo más acertado. Sin embargo, hay momentos donde la historia pierde su encanto. Momentos de diálogos algo extensos y personajes que no aportan mucho a la trama. También hay momentos entretenidos y con mucha acción que puede despertarle a cualquiera su espíritu aventurero.

Tal vez no aporte mucho al cine, en especial si ya tenemos películas de desastres y monstruos, pero Devastación es una película muy entretenida y cumple su misión principal: pasarla bien y divertirse.

Calificación: 3 de 5

El Veredicto…’Instinto Satánico’

Por: Sheyla Pacheco

Tenemos entre nosotros la cinta de terror Instinto Satánico, remake de la francesa  ‘À L’Intérieur’ del 2007, la cual llevó nuevamente a muchos críticos de cine a preguntarse si en verdad se podía realizar filmes de terror sobre embarazos.

Al igual que el filme original, se presenta a una mujer llamada Sarah (Rachel Nichols), quien se encuentra en la última etapa de embarazo con un estado emocional bajo luego de haber perdido a su novio en un accidente automovilístico y lidiar con la soledad en que se encuentra viviendo. Una noche de Navidad, recibe la visita inesperada de una mujer con siniestras intenciones. El complemento adicional que el director Miguel Ángel Vivas añade a esta nueva versión, es convertir a la protagonista en una persona sorda comparada con la de la versión original. Esto le permite al espectador entrar en un ambiente de suspenso, ya que, sabemos más datos que la misma protagonista e imaginamos cuál puede ser su fatal final.

‘À l’intérieur’, obtuvo excelentes críticas en su momento llegando a considerarse una de las más audaces en el género de terror. Sin embargo, esta versión hollywoodense no llega a superarla. Cuando uno ve una cinta de terror espera sentir ese “miedo” en toda la proyección del filme, pero Instinto Satánico no lo causa, claro que te hace saltar del asiento debido a los clásicos sonidos fuertes y cortes rápidos de escena.

Pero no desmerezcamos la labor realizada por Vivas, ya que su trabajo si funciona muy bien como suspenso, más no como terror. Aunque tenga los típicos clichés de las películas de terror actuales, el director trato que la historia no “caiga” en los silencios que existen en la mayoría de las escenas.

Por otro lado, no quisiera spoilear mucho pero el final me pareció muy decepcionante. Si bien la cinta francesa es más cruda y tosca, funcionó para generar esa sensación de miedo hasta nos lleva a pensar que llega al gore, sobre todo el con final espantoso. En cambio, la versión hollywoodense siempre debe terminar con un final feliz ¿Por que?

Como se mencionó anteriormente, funciona como un filme de suspenso y es perfectamente recomendable a todo aquel que espera siempre los finales felices. Y si esperabas ver un acontecimiento satánico o monjas asesinas descártalo. Esta película es un gran ejemplo de que las traducciones de los títulos al castellano no siempre se relacionan con el contenido.

Calificación: 2.5 de 5

El Veredicto…’Mazinger Z: Infinity’

Por Luis Augusto Venegas Gandolfo

Este veredicto inicia con una pregunta: ¿Por qué? Mazinger Z es un mega robot que tenía la misión de destruir a cualquier enemigo del espacio (que normalmente eran monstruos fusionados con máquinas) para defender a nuestro planeta. Teníamos enemigos bastante inusuales, como el/la Barón Ashura que tenía una mitad de rostro de mujer y de hombre.

Pero, ¿por qué Mazinger Z fue tan reconocido y a qué se debe esta “resurrección”? Esta película conmemora los 45 años de la creación de esta serie animada y ha sido un pilar en la animación japonesa que ha viajado por todo el mundo con las batallas de Koji Kabuto pilotando el inmenso robot. El filme ofrece una buena sustancia de combates de mechas (robots gigantes) y traerá una oleada de nostalgia a todos los que conocieron este famoso personaje, además de algunos añadidos que ayudarán a redondear mejor la historia.

La trama de esta película inicia 10 años después del último episodio de la serie clásica, Koji dejó de pilotar a Mazinger y se ha vuelto un científico, sin embargo volverá a subir al robot para luchar nuevamente con su archienemigo, el Dr. Hell.

Es una película muy impresionante si es que nos referimos a la animación y a los efectos especiales, en especial en las escenas de combate y batalla. Seré sincero, hace tiempo no veía una animación de robots tan increíble como la que se nos presenta en esta película. Si fueron fanáticos de la serie y aún recuerdan la banda sonora, esta cinta es especialmente para ustedes. Podrán reconocer sin dificultad la canción principal de la serie de anime de aquellos tiempos y retornarán a su infancia sin duda.

Lamentablemente, la película cuenta elementos que ya no son nuevos en la actualidad, tal vez el plato fuerte de esta película sea recordar a la serie. Esto se debe a la gran evolución del cine y podemos ver combates de robots gigantes y kaijus (monstruos gigantes) en películas con actores de carne y hueso. Maravillarnos con películas como ‘Pacific Rim’, ‘Godzilla’ o ‘Rampage’, nos deja con ganas de ver qué más puede ofrecer Mazinger.

Sin embargo, yo rescataría un gran trabajo en el arte y en la animación de esta película, en especial el diseño (o rediseño) de los personajes y los monstruos mecánicos.

Calificación: 3.3 de 5

El Veredicto…’Un Lugar En Silencio’

Por: César Cortez

Un filme donde la premisa es estar en silencio, prácticamente todo el metraje, es una tarea ardua, porque no solo es estar mudo todo el tiempo, sino como te vas a desenvolver y producir esos “ruidos” que aquí vendrían a ser los gestos y ademanes atractivos e inteligentes para la audiencia. Afortunadamente, eso lo entendió muy bien el director y protagonista de Un Lugar En Silencio, John Krasinski al darnos una obra llena de emociones y una alta carga de tensión.

La historia se ubica en un futuro, o presente post-apocalíptico, en la que el mundo, prácticamente se ha quedado “sin voz” al verse invadido por unas extrañas criaturas que al menor sonido que se emite, te atacarán hasta matarte. En el habitan Lee y Evelyn Abbott junto con sus tres hijos quienes solo se comunican a través de señas tratando de mantener todo en silencio. Caminan descalzos, dejan la puerta abierta, comen en hojas, etc, es decir hacen de todo para no emitir sonido alguno. La pregunta es ¿Hasta qué punto podrán mantenerse en este silencio absoluto?

Es un poco extraño ver un filme de esta categoría, primero que nada llevado a cabo por un gran estudio cuando, por su tema, mas parece un filme independiente y experimental, y por otro lado en tiempos donde “si no se pone sangre, no me da miedo”. Esto ya lo demostró el año pasado la más que laureada y premiada ‘Huye’, y este podría ser un caso parecido, donde se pone de manifiesto que el terror es todo lo que nos rodea y que las ideas siempre están presentes. En el caso de Un Lugar en Silencio, la premisa salta a la vista: ¿Qué pasaría si se hace una historia donde no se diga ni una palabra? Donde tengas miedo de hablar sin ser mudo y que por más miedo que tengas, hay que contenerse de no gritar a pesar que hay algo que siempre te está acechando. Como para volverse loco sinceramente.

John Krasinski, quien desde hace un tiempo ha dejado de lado su faceta cómica para embarcarse en proyectos más serios, coloca a la familia protagonista como una de tantas que deben existir en este mundo, donde tiene que hacer lo imposible para mantenerse con vida. Sin embargo, no todo es tensión y miedo ya que también se da tiempo de mostrar el entorno familiar, tal vez dando una lección a las nuevas generaciones donde ciertas costumbres de antaño se han ido perdiendo por causa de la tecnología y otros aspectos modernos. Aquí la familia lo es todo, porque cada uno se apoya para que a ninguno le pase nada. De más está decir que todo debe hacerse en un silencio sepulcral, y cuando este se produce, bueno están listos para tener sobresaltos desde sus butacas.

John Krasinski y Emily Blunt, hacen de los padres de familia, y como se sabe, son pareja en la vida real y tal vez eso le da un plus a sus actuaciones donde se ve el compromiso de ambos como tales. Si bien el primero cumple como padre y defensor de la familia, Blunt resalta un poco más su actuación, especialmente de la mitad hacia adelante por un detalle más personal y que se convertirá en la mayor dificultad de esta familia (no lo voy a mencionar obviamente). Por el lado de los hijos, sobresale la actuación de Millicent Simmonds, quien es sordomuda en realidad y se nota por sus gestos lo mal que lo está pasando, al igual que Noah Jupe, recordado por su actuación en ‘Extraordinario’, quien vive aterrado pero debe sacar todas las fuerzas posibles para seguir viviendo, aunque a veces tienda a desesperarnos un poco.

Un Lugar En Silencio se convierte en uno de los estrenos más interesantes del 2018, colocando al cine de terror en un lugar de privilegio luego de la consagración de ‘La Forma del Agua’ en la última ceremonia del Oscar. Los fans del género, ni tampoco lo que están fuera, se decepcionaran. Eso se los puedo garantizar.

Calificación: 3.9 de 5

El Veredicto…’Ready Player One’

Por: César Cortez

Cuando vi las primeras imágenes del tráiler de Ready Player One sabía que iba a ser testigo de algo grande, lleno de nostalgia y melancolía, cosa que ha resultado de esa manera, y es que, quien escribe estas líneas, es un nostálgico de aquellos, que vive con el recuerdo vivo de la década de los 80s y 90s y los mantiene presente como si nunca se hubieran ido. Ese es el efecto de haber visto esta película que me sumergió de nuevo en mi niñez y que llegó de la mano del único director que es tan Geek como uno y que entiende ese mundo: nadie más que el único y hasta ahora irrepetible Steven Spielberg.

Como en 1993, cuando Spielberg estrenó ‘Jurassic Park’ y ‘La Lista de Schindler’, este es el segundo estreno del director que a principios del 2018 llegó con la muy interesante ‘The Post: Los Secretos Del Pentágono’, que mereció mejor suerte en los premios, pero así es este deporte. Ahora, situándonos en Ready Player One, basada en la novela de Ernest Cline, nos presenta un mundo ubicado en el año 2045 donde las grandes corporaciones dominan el planeta y los habitantes solo tienen como diversión un juego virtual llamado “Oasis” como un escape de esta pobre y triste realidad.

Dentro de este grupo se encuentra Wade Watts, un chico común y corriente quien, como todo el mundo, se refugia en esta realidad alterna como el avatar “Parzival”, para descubrir las tres piezas escondidas que ha dejado en el juego su creador, James Halliday, y el premio para el que lo encuentre será el control total de Oasis valorizado en una fortuna de medio billón de dólares. Claro está que él no es el único detrás de esto, sino también una gran corporación que no escatima en escrúpulos y desea controlarlo a placer para lo que usará sus más bajos métodos de persuasión.

Lo que mas temía en un inicio era ver solo una película cargada de CGI (que sí los tiene y a placer) que en ver una cinta con un trasfondo que mantenga a la platea interesada. Spielberg es inteligente y sabe que un filme así, cuando estamos viviendo otras épocas, no va a llevar a la juventud corriendo a ver personajes que sus padres si veneran y los reconocen en un segundo. Es por eso que debió actuar y construir una trama como si de un videojuego se tratara, que en el fondo si lo es, pero que llame la atención del público al cual va dirigido. Sabemos que el adulto que tiene como mínimo 30 años irá al cine a ver a sus ídolos de antaño, pero no en demasía, ya que no es ese adolescente que iba corriendo a la sala cuando joven en compañía de su novia o grupo de amigos a disfrutar la última película de ‘Pesadilla en Elm Street’ o ‘Volver al Futuro’. Ellos ya no son el “target”.

La película funciona porque mantiene cierta tensión, o más que nada, curiosidad por descubrir en qué momento el protagonista se las ingenia para descubre los tres Easter Eggs que el fabricante dejó en el juego. Obviamente, flaquea en algunos momentos porque sostener un producto de esta envergadura por más de dos horas no es cosa sencilla y a veces debes llenar ciertos vacíos con algún personaje nostálgico, ya sea colocar una escena más del DeLorean o presentar un cameo de un famoso personaje como “Goro” de Mortal Kombat o “King Kong”. Lo cierto de esto es que estamos ante un director que sabe lo que hace y que a sus 71 años se las arregla de la manera más inteligente que puede. Si el filme, por ejemplo, hubiera sido dirigido por Michael Bay (mala referencia, lo sé) hubiera sido 100% CGI y nada de contenido. Eso es seguro.

Me parece algo raro hablar de las actuaciones cuando vemos que los actores se la pasan más en la realidad virtual como sus avatares que en la vida real, pero si debo destacar a alguien es a Ben Mendelsohn como el malvado “Sorrento” quien es el que quiere apoderarse de Oasis a toda costa. No quiero spoilear mucho sobre en qué personaje está basado, pero es la viva imagen de una película revolucionaria de principios de los 80s. Si lo descubren, son unos maestros. El otro seria el propio Mark Rylance como “James Halliday”, quien se ha convertido en el actor fetiche de Steven Spielberg. Si bien aparece poco, nos dice mucho. Tye Sheridan como “Wade Watts” y Olivia Cooke como “Artemis” no están trabajados a un nivel alto pero en una película donde su misión es solo entretener cumplen con su objetivo.

Que buena experiencia fue ver Ready Player One. Un placer culposo que no debe perderse por nada del mundo. Ver de nuevo a “Marty McFly” y su “Delorean”, “King Kong”, “El Tiranosaurio Rex”, “El Gigante de Acero”, “Jason Voorhees”, o el “Alien” pagan, merecidamente el precio de la entrada. Spielberg es un nerd y demuestra aquí que se divirtió como nunca habiendo la película y al igual que él, luego de verla, sabrás que la palabra “nerd” es sinónimo de ser “cool”.

Calificación: 3.6 de 5