La Cosa (The Thing)

La cosa

Año: 1982

Director : John Carpenter

Por Cesar Cortez G.

El género del terror, debe ser uno de los pocos, que se ha caracterizado por tener bastantes ramas en su ser. Tenemos por ejemplo zombies, asesinos en serie, entre otros. Pero uno de los más interesantes debe ser el de extraterrestres, porque la imaginación va más allá de nuestros límites, y La Cosa, es un representante de lujo en esta materia.

De la mano del maestro, porque lo es, John Carpenter toma la película hecha en 1951 sobre un ente del espacio exterior que aterroriza a una estación en la Antártida, pero le imprime su sello y la vuelve un producto sobresaliente y original. De todas maneras es un remake, pero creo que es de esos casos raros, en que superan al producto original. Aquella llevaba de título “La cosa de otro mundo”, pero esta solo sería “La cosa”. Y la explicación vendrá más adelante.

La historia se sitúa en la Antártida, alrededor de una estación americana para ser exactos, que un día se ven sorprendidos al escuchar disparos y disturbios causados por dos investigadores noruegos que estaban cazando a un perro. Estos mueren en su intento al caer a balazos, luego de que uno de ellos hiriera a uno de los miembros de la estación americana. El perro es rescatado y llevado a dicha estación sin despertar sospecha alguna. Pero, al caer la noche, lo peor estaba por venir, ya que el animal se empieza a transformar en una criatura sin forma, ya que empezaba a mutar en otro ser. Los investigadores al darse cuenta de esto, deciden quemarlo pero una parte de la mutación escapa en el intento. Uno de los científicos empieza a investigar un poco más sobre esto, y deduce que esta criatura puede imitar cualquier forma de vida. Esto despierta en ellos una total desconfianza, ya que nadie sabe si este ente ya tomó la forma de alguien del equipo. Así, empezará una batalla, personal, por salir con “vida” del lugar y además salvar a toda la raza humana.

Hace 30 años se estrenó este film, pero hasta el día de hoy sigue siendo uno de las mejores películas en su género. Sencillamente, porque tiene de todo para serlo, y lo logró. Partiendo desde el momento en que están ubicados en un lugar donde es difícil huir como la Antártida, pasando por el momento en que se encuentran con este “alien” que puede tomar la forma de cualquier ser vivo, hasta crear una atmosfera de tensión, despertada por la inseguridad, desconfianza y todo eso, generado por la naturaleza del ser humano al querer sobrevivir a esta gran amenaza. La Cosa, es sin lugar a dudas, una película única en su estilo. No por algo, es mi película preferida de John Carpenter.

Volviendo a lo que quería decir al finalizar el segundo párrafo, la película se llama “La Cosa”, porque eso es lo que se ve en pantalla, una cosa. Algo sin una forma aparente, difícil de definir, y que solo la imaginación nos puede dar una respuesta aparente. Este concepto es lo que llevó a los magos en efectos especiales, comandados por Rob Bottin, a crear a este “ser” y volverlo un ícono del cine. Como olvidarse las multiples transformaciones, ya que asumo, que se habrán divertido haciendo volar su creatividad en esto. La cabeza de araña, el pecho con mandíbulas, la transformación del perro, entre otras maravillas que han dejado huella y han servido de inspiración a las futuras generaciones del mundo del maquillaje. Y para el año en que se hizo, tiene un mérito enorme, ya que no hay nada de CGI en ello. Todo fue hecho a mano y bien detallado. A veces sin computadora es mejor, y esta es la mejor prueba.

Entre las actuaciones, tengo tres que destacan sobre el resto. En primer lugar la de Kurt Russell, el actor fetiche de Carpenter al menos en esta época, al ser el líder de la manada y tratar de poner orden en el grupo y que las acciones que toma son en beneficio de todos. La segunda le pertenece a Keith David, que al igual que el anterior, quiere llevar las riendas del grupo pero su sentido de desconfianza es muy grande al igual que su ego. Por último está Wilford Brimley, que intenta hacer entender por todos los medios, que si este ente escapa, se acaba el mundo, pero sus acciones no son comprendidas al principio. Notable la frase que lanza sobre el perro, la tienen que escuchar con atención.

A pesar que en su momento no fue bien recibida tanto por crítica y audiencia (gracias E.T.), La Cosa llegó para quedarse y ser disfrutada no solo por los amantes de este género, sino por todos. Si desean ver algo diferente, esta es la opción más acertada, sé lo que les digo.

Calificación: 4 de 5

Advertisements